Cala Morisca, playa naturista

Si bien he disfrutado infinitamente cada día desde que llegué a Barcelona, la estación del año más esperada por mi ha sido verano, después de diez (10) meses de adaptación a los nuevos tiempos, llegando en mitad de otoño, viví el invierno, la primavera y ahora el verano, casi nueve (9) meses de abrigos, ropa…